Tag Archives: placer

La renuncia consciente

El crecimiento o desarrollo personal es como una moneda con dos caras.

Una cara es la voluntad de hacer cosas, de acometer proyectos. La otra cara es la renuncia consciente, evitar las distracciones que nos desvíen de nuestros objetivos. Las dos cosas cuestan, porque ante ellas surge siempre una Resistencia.

Esta resistencia siempre surge en ámbitos donde la gratificación instantánea se debe posponer en favor de un crecimiento a largo plazo, o en favor de la salud, o de la integridad personal.

Antes de sentarme a escribir estas líneas he debido tener la voluntad de hacerlo, y además he debido renunciar a echarme en el sofá a ver la TV, o a tomarme un helado de los que sé que están en el congelador. No sé si ir a por uno ahora…Mmmm. No. No. Tengo que acabar esto.

La renuncia consciente es un ejercicio del espíritu que consiste en, teniendo la posibilidad de hacer algo, escoger conscientemente no hacerlo, y aguantar la incomodidad leve o no tan leve que nos causa en ese momento dicha decisión, sabiendo que lo hacemos en aras a un objetivo superior. Ojo, que es muy importante la subordinada “teniendo la posibilidad de hacer algo”. Esto dejaría fuera a los que no se han podido ir de viaje a Nueva York este año, porque no les llegaban los ahorros. En este caso no tenías la posibilidad de hacerlo, por tanto no has renunciado conscientemente al viaje, sino que la realidad te lo ha impuesto.

Una renuncia consciente podría ser renunciar a coger el ascensor cada vez que tengamos que subir al quinto piso, en el que vivimos. Otra renuncia consciente podría ser no beber más coca-colas, sabiendo como sabes que no es más que agua con azúcar y que es malísimo para tu organismo.

Tengo amigos que han renunciado conscientemente a cosas como tener un smartphone con whatssapp, o a hacer listas de la compra cuando van al Mercadona (para ejercitar las neuronas). Yo, desde hace un tiempo vengo renunciando conscientemente a comprarme más libros, dada la cantidad de lectura que tengo atrasada, por no hablar de los cientos de blogs interesantes que se pueden leer cada día en la Red. También hace mucho tiempo, por ejemplo, renuncié conscientemente a tener un segundo coche, aun reconociendo que, en ocasiones, nos podría haber ido bien. Otra renuncia que he practicado a temporadas es la renuncia consciente a consumir carne.

Pashu-sadhu

Él ha renunciado a todo y es un Maestro

Es como una gimnasia del espíritu. Digamos que así como tonificamos los músculos mediante el ejercicio, así la renuncia consciente nos tonifica el espíritu. Nos ayuda a expandir la conciencia y nos mantiene enfocados en lo que queremos.

Este concepto de renuncia consciente es muy potente. Automáticamente te hace dueño de tu destino, aunque sea por omisión. Si eres capaz de renunciar a un placer o a una licencia, por pequeña que sea, eres capaz de apartar las ramas del sendero de cualquier proyecto.

También creo que es fundamental transmitirlo a nuestros hijos, en una época en que tienen de todo, en la que pueden ir pasando sus días sin hacer nunca ningún sacrificio, ninguna renuncia. Yo, intento (no siempre lo consigo) renunciar conscientemente a concederles todo lo que piden.

En los últimos tiempos…¿has renunciado tú conscientemente a algo?